Tatuajes y Perforaciones… ¿Riesgo o beneficio?

tatuajes

Los tatuajes y perforaciones son prácticas ancestrales, que en los últimos tiempos han alcanzado gran popularidad. En la actualidad, la moda de los tatuajes y las perforaciones, entre los jóvenes aumenta, de igual manera lo hace la preocupación por los riesgos que esto implica.

Los tatuajes son creados por la introducción mecánica de pigmentos insolubles en la dermis, capa profunda de la piel. Durante su elaboración existe sangrado y dolor significativo. La FDA no ha aprobado ninguno de los compuestos utilizados como pigmentos como seguros en la elaboración de tatuajes. A pesar de que en los últimos años se han observado menor número de complicaciones, en parte debido al desuso de sustancias altamente irritantes como sales de mercurio, existen diversas reacciones o riesgos que implica la elaboración de un tatuaje. Las complicaciones que pueden presentarse son las siguientes:

  1. Infecciones:
    1. Sífilis,
    2. Tetanos
    3. Chancroide
    4. Herpes simple
    5. Molusco contagioso
    6. Hepatitis viral B o C
    7. Dermatofitosis (infecciones superficiales por hongos)
    8. Virus de Inmunodeficiencia Adquirida
    9. Infecciones locales.
  2. Enfermedades dermatológicas secundarias a fenómeno de Kobner (es decir, aparición de lesiones propias de una determinada dermatosis en las zonas de presión o traumatismo):
    1. Psoriasis
    2. Liquen plano
    3. Lupus eritematoso discoide
    4. Sarcoidosis
    5. Granuloma anular.
  3. Reacciones alérgicas a los componentes químicos.
  4. Reacciones de fotosensibilidad
  5. Vasculitis leucocitoclástica
  6. Cicatrización hipertrófica o queloide.
  7. Aparición de neoplasias en sitios tatuados: reculohistocitoma solitario, carcinoma basocelular, queratoacantoma, sarcoma de Kaposi, linfomas cutáneos y melanoma.

En caso de presentar complicaciones como una reacción alérgica o una infección es posible que se necesite medicación o incluso puede ser necesario tener que retirar el tatuaje.

Una vez realizado el tatuaje deberán llevarse a cabo medidas de higiene necesarias para evitar complicaciones. Se puede utilizar antibiótico tópico los primeros días, se deberá mantener la región limpia lavando únicamente con agua y jabón, se deben evitar la exposición al sol, nadar y el uso de ropa ajustada. La curación puede tardar hasta dos semanas y durante ese tiempo no se deben remover las costras que se formen en el tatuaje. Cualquier dato o sospecha de que el tatuaje puede estar infectado o no esta curando de forma esperada se deberá acudir con el medico para evaluación del mismo.

Por el lado de las perforaciones, estas pueden llevarse a cabo prácticamente en cualquier sitio del cuerpo. Consiste en la inserción de una pieza de joyería a través de la piel por medio de una aguja. Las reacciones adversas son las siguientes:

  1. Reacciones alérgicas (especialmente con las piezas de niquel).
  2. Infecciones locales cutáneas.
  3. Cicatrización queloide o hipertrófica.
  4. Infecciones como VIH, hepatitis viral B o C, tetanos.

Antes de realizarte un tatuaje o una perforación es recomendable conocer los riesgos que estas prácticas implican, y a finalmente que la decisión que se tome a favor o en contra sea consciente y personal, ya que la decisión no deberá estar basada por influencias de una tercera persona o bajo efectos de drogas o alcohol. Al realizar estos procedimientos se tiene que verificar que quién lo lleva a cabo sea personal con experiencia y que utilice medidas de higiene como el uso de guantes, con un equipo estéril.

Referencias
Requena, L, et al (2012) “HistopathologicPatternsAssociatedwithExternalAgents”. Dematologicclinics: volumen 30, 4.
FDA: “Food and DrugAdministration” (2012) “ThinkBeforeYouInk: Are TattoosSafe?” Recuperado de World Wide Web el 5 de enero 2012 de http://www.fda.gov/forconsumers/consumerupdates/ucm048919.htm

Mayo Clinic (2012) “Tattoos: Understandrisks and precautions” Recuperado de World Wide Web el 5 de enero 2012 de http://www.mayoclinic.com/health/tattoos-and-piercings/MC00020

Mayo Clinic (2012) “Piercings: HowtopreventcomplicationsRecuperado de World Wide Web el 5 de enero 2012 de http://www.mayoclinic.com/health/piercings/SN00049